From London… To Río

Publicado: octubre 2, 2009 en Actualidad Mundial

La antorcha olímpica deberá experimentar un interesante cambio de indumentaria en tan sólo 4 años.

Del clásico y elegante estilo inglés en 2012, tendrá que adaptarse al desenfadado y espontáneo espíritu brasileño en 2016.

Básicamente es como recorrer de un extremo a otro la forma de vida de dos ciudades diferentes. La una tan histórica, moderada, fina y, hasta cierto punto, conservadora y recatada y la otra con esa alegría pujante de ser la urbe donde más alegría, fervor, ímpetu, desinhibición y colorido se puede percibir por metro cuadrado.

Y es que no es sólo la primera impresión que puedan darnos sus habitantes, es la esencia en sí que engloban cada una con su entorno, su clima e incluso, sus gobernantes. Si Londres es famosa por la lluvia y la niebla misteriosa que te cautiva, Río te seduce con ese trópico que parece infinito entre el mar verdoso y el cielo azulado.

Mientras la majestuosidad de Londres está representada por la tradicional familia real y sus palacios, Río tiene otra especie de realeza: el fútbol. Sus calles, sus barrios, sus playas le rinden culto y de allí han salido los mejores exponentes como del resto del país. Buena parte del éxito conseguido se lo deben al liderazgo del eterno rey, Pelé.

Ha sido la sorpresa de la elección. Pocos apostaban por ella. Sólo los más optimistas se aferraban a la deuda histórica del Comité Olímpico para con América del Sur. Y ahí estuvo Lula para recordarlo.

Las apuestas estaban dirigidas hacia Chicago y el nuevo Mesías americano, o tal vez a Madrid y su persistencia (a la tercera tampoco a sido la vencida). Incluso la fría, distante y tecnológica Tokio parecía tener más opciones que el entusiasmo de millones de personas que quieren mostrarse al resto del mundo no sólo como la referencia del carnaval y los cuerpos dorados, sino como el epicentro del más noble de los acontecimientos deportivos.

Probablemente mañana el Cristo del Corcovado no tenga los brazos en cruz, quizá los tenga levantados y sus dedos realicen la señal de la victoria, es posible que tenga una corona de laurel, no estoy seguro de ello; pero de lo que no tengo ninguna duda es que a partir del 2016 el lema de los juegos será: Mais rápido, mais alto, mais forte, mais feliz.

Por mi parte, de momento, voy a cantar junto a Roberto Carlos: “Yo quiero tener un millón de amigos y así más fuerte poder cantar…”

¿Te vienes conmigo a Río, amig@?

Anuncios
comentarios
  1. Griet dice:

    La suerte, las apuestas, los votos, las “deudas” … no entiende de corazonadas, lo siento por Madrid y todo lo que conlleva perder un evento de estas caracteristicas… pero a la 3ª si va la vencida para Río y veremos la antorcha “desfilar” a ritmo de samba …
    De la sobriedad y refinamiento de Londres a la … diversión como anfitriona de Río (… mira que cosa mas linda… mas llena de graciaAAA… )
    Un beso MALO 😉

  2. Luna T.I.N.S.J dice:

    Cierto es que vamos a poder disfrutar de todas una Olimpiadas llenas de colorido y si con ello y con los mundiales de Futbol consiguen hacer crecer su país…………….bienvenido sea, puesto que crearan más puestos de trabajo.

    Felicitaciones para el Cristo del Corcovado!!

    Menuda escusa hubiera tenido nuestro gobierno para subirnos todos los impuestos. Ahora podrían invertir ese dinero en Educación ya que dicen que tenían mucho de él disponible para este gran evento.
    Pienso que al final no nos hubiera salido rentable.

    Besazosss Malote, de nuevo mi enhorabuena por tu trabajo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s